El elenco albiceleste conducido por Martín Duhau fue sólido en todas sus fases de juego, venció al subcampeón asiático 30:18 y consiguió su segundo triunfo consecutivo en el torneo.

La Selección cerrará su participación en Mundial de Macedonia del Norte enfrentando a Eslovaquia, mañana a las 7 horas, por el puesto 25°.

Las Juveniles sumaron otra buena actuación en el Mundial que se disputa en Macedonia del Norte hasta el miércoles, superando con contundencia a Kazajistán en su tercer encuentro de la segunda fase del torneo. Tras las cuatro derrotas consecutivas ante europeos en el arranque de la 7° edición del Mundial de la categoría, en donde en varios pasajes de esos partidos jugó de igual a igual, las chicas vencieron a Uruguay y a las asiáticas con autoridad y mañana buscarán el puesto 25° ante Eslovaquia que hoy le ganó a Senegal.

En su sexto partido del torneo, Argentina jugó su encuentro más sólido prácticamente sin tener fallas en su rendimiento y dominando el ritmo del juego y el tablero durante los sesenta minutos. Ailín Cabaña -elegida MVP del duelo- y Martina Tajes, con 6 conquistas cada una, fueron las máxima goleadoras nacionales.

Un gol de Daniela Medina desde el extremo en el primer ataque del partido, manejando a la perfección el posicional, sería un buen augurio de lo que finalmente fue una buena presentación de Argentina que por primera vez en el Mundial alcanzó los 30 goles. Todo un dato para una Selección que en sus cinco encuentros anteriores había dejado una gran imagen en el aspecto defensivo, pero un debe en la ofensiva con un 48% de efectividad en el acumulado. Hoy, en la cancha auxiliar del Jane Sandanski las Juveniles mejoraron a un 59% de acierto y completaron un encuentro sin bisagras.

Tres defensas consecutivas y en consecuencia tres goles por la vía del contraataque, firmados por Tajes y dos consecutivos de Cabaña, marcaron el rumbo del partido que tomaría un trámite de buenas defensas nacionales y goles rápidos. Candelaria Cuadrado, hoy en un 42% de atajadas, tapó un penal y a partir de ahí con buenas intervenciones cerró el arco argentino que solo recibió dos goles en 16 minutos. En ese gran pasaje de las Juveniles, con Tajes y Cabaña siempre protagonistas, la Selección marcó un parcial 10:2 que sería decisivo para irse al descanso con comodidad 16:10.

En el arranque del segundo tiempo, si bien Kazajistán extendió un buen momento que había tenido en los minutos finales del primero para descontar, un parcial 5:0 con goles de Azul Spinelli, Tajes y Milagros García volvió a ubicar a Argentina como gran dominador del juego y el tablero. Como de costumbre en el Mundial, Florencia Carrasco se hizo cargo del arco nacional en el complemento, y le aportó algunas atajadas para seguir estirando distancias.

Con los goles de Spinelli y de Camila Carrizo, ya en el extremo derecho como parte de la rotación que Duhau fue dosificando ya desde el cierre de la primera parte, las Juveniles sacaron la máxima del encuentro, 24:13, en doce minutos para prácticamente sentenciar la historia. A partir de ahí, un encuentro que se inclinó hacía un intercambio de goles, con Argentina manejando siempre el ritmo pensando ya en su último duelo de mañana y jugando simple, repitiendo su fórmula de defender y salir de contra, para quedarse con la victoria sin problema y con una buena diferencia 30:18.

   

Fuente: Rodrigo Alzugaray – Prensa de la CAH.
Foto: Prensa de la IHF.

Deja un comentario